El equipo de www.qvo.es ofrece su más sentido pésame por las víctimas del COVID-19 a las familias, por eso muestra desde el inicio de esta terrible Pandemia un lazo negro en todos sus post.

El primer modelo diseñado y construido al 100 % Cupra, es el nuevo Cupra Formentor de este año 2020, cuya presentación sorprendió a propios y extraños en el pasado año y que ahora, por motivos sabidos del COVID-19, se retrasó su producción, como ha ocurrido con todas las marcas del Automóvil del mundo. Se trata de un SUV deportivo de mediano tamaño, bello diseño aerodinámico y equipado con la mejor tecnología aplicada a la mecánica, a la seguridad y al confort de sus pasajeros.

Tenía una cuenta pendiente con esta marca 100 % española, heredera de aquellos magníficos amantes del Automóvil y del Motor que trabajaban en la SEAT, unos profesionales increíbles que pasaron de pronto, en 1986, a la nómina del grupo Volkswagen, con un montón de ideas innovadoras de todos los estilos que nunca vieron la luz, al menos en esta mítica marca española que cumple este año su 70 Aniversario. Prueba del error de la venta de esta marca mítica a los alemanes, ha sido el récord de ventas de su último modelo como marca española, el Ibiza, que con su famoso motor System Porsche, fabricado desde 1984, se vendió (y se venden sus versiones) en más de 25 países de todo el mundo.

Desde principios de los años 1970s la SEAT destinó recursos para elaborar motores más potentes y construyó coches para la competición. En un principio la sección se denominó SEAT Sport, para luego llamarse, a mediados de los 1990s, Cupra Racing (se presentó en 1996 el primer SEAT Ibiza Cupra). Toda la experiencia acumulada en más de medio siglo la han heredado los ingenieros de esta nueva marca, que se “independizó” hace tan sólo dos años. Aunque siguen utilizando la plataforma de Martorell, todo el proceso de diseño, prueba, montaje y acabado son exclusivamente Cupra. La marca construyó el año pasado el primer Turismo eléctrico de competición del mundo, el Cupra e-Racer (desarrolla entre los 400 y 680 CV de potencia), que participará en el futuro Campeonato ETCR en 2021, la primera competición para vehículos 100% eléctricos.

El Cupra Formentor no llega en el mejor momento económico, pero así es el mundo del Mercado y las apuestas, pues nadie tiene una bola de cristal que le cuente el futuro. Lo de Formentor viene por una idílica zona mallorquina que debéis visitar, pues merece la pena. El modelo se presenta en distintas motorizaciones con sus correspondientes precios, que van desde el modelo de financiación del básico, entorno a los 27.500 euros, hasta los algo más de 55.000 euros del más potente y equipado, que alcanza los 310 CV de potencia en su VZ.

El parecido del Formentor con su primo, el SEAT Ateca, es pura coincidencia. Quizás se parezca más al Arona en dimensiones, ya que utilizan la misma plataforma de ensamblaje, y el Ateca se monta en la República Checa. No le veo similitudes con ninguno de estos modelos salvo los justos, como podría tenerlas con otros SUV actuales. Veo en cambio una carrocería en el Formentor mucho más “arriesgada”, con una aerodinámica más cercana a los modelos orientales que a los europeos. Es de los SUV más atractivos que he visto comercializados en la actualidad. Eso en cuanto a la carrocería se refiere. Sus llantas de aleación miden 19 pulgadas. Posee un spoiler trasero integrado con mucho estilo. La rejilla frontal es amplia, comandada con el logo Cupra. Las luces LED le otorgan seguridad, tanto frontal como traseras, en una medida excelente. Posee una luz de “bienvenida” que sale del retrovisor para que no entres a ciegas. Existen muchos detalles iluminados a lo largo y ancho del vehículo. La altura baja de 1,511 mts., una longitud de 4,450 mts. y anchura de 1,839 mts, le otorgan un aspecto más deportivo que otros SUV de su segmento.

En cuanto a su motor, ya sería más que suficiente el de 150 CV de potencia, pero nos fijamos en su buque insignia, antes de que salgan sus versiones híbridas y eléctricas. Se trata del modelo Cupra Formentor VZ, con motor TSI 2.0 DSG-7 DRIVE, es decir, con cilindrada casi de 2000 C.C., gasolina, de 7 velocidades, automático y 310 CV de potencia (228 KW) a par máximo de 400 Nm. Acelera de 0 a 100 Km/h en 4.9 segundos, y tiene la velocidad limitada a 250 km/h.

Prueba de velocidad

Con su versión más potente disfrutamos del patentado sonido “cupra”, detalle que nos habla de lo asequible de este modelo, que no tiene nada que envidiar a los más deportivos de su segmento y los otros a un precio mayor. Con sus modos de conducción, nos adaptamos a las superficies, algo que en este modelo podemos comprobar simplemente enfilando un camino de tierra y pasando luego a la Autopista. Con los modos de conducción activados para cada superficie, hasta nos sorprenderemos de su adaptabilidad sin perder un ápice de confort en su interior. Su consumo está establecido entre los 8,2 y 9 litros cada 100 kms. Para los escapes dispone de 4 salidas.

Su interior, por cierto, viene capacitado para cinco plazas bastante amplias y cómodas y un gran maletero de 420 litros. Dispone de volante superdeportivo con controles satélites. Asientos bucket, luz interior LED envolvente. Al margen de la tecnología electrónica de motor y seguridad para la conducción, como su función de “peligro de colisión” al acercarnos al vehículo de enfrente, dispone también del sistema DCC (control dinámico de chasis). Para la tecnología informativa y ocio, tiene instalada una Navi System de 12 pulgadas con pantalla táctil y a color. El cuadro de mandos también es digital y bien visible para el conductor.

Desde luego, si debo elegir entre los homólogos a este modelo, me quedo con el Formentor, pues disponemos de un coche de “lujo” a precio asequible y con la garantía de los mejores expertos. Ya en mi opinión, y espero que no se politice, la herencia de esos míticos SEAT 600, 850, 124 e Ibiza que estuvieron en mi familia desde mucho antes de nacer un servidor, y que nos dio seguridad y comodidad en carretera 100 %, la encuentro ahora bajo el logo de Cupra. El periodo que SEAT se ha mantenido como “residuo” de la Volkswagen carece de interés en el mundo del Automóvil, con la visibilidad que el monstruo alemán le permitió. Aquellos ingenieros españoles de SEAT innovadores, que instalaron por primera vez la refrigeración por agua en un turismo, por ejemplo, siguen en espíritu en esta nueva marca Cupra, a la que animo a seguir innovando y ofreciendo el nivel que el diseño y la ingeniería española merece.

Please follow and like us:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.