Cada década más o menos, y desde 1960, Hollywood sorprende con alguna superproducción dedicada al Automovilismo que, con mayor o menor acierto, despierta ese gusanillo de la velocidad sobre cuatro ruedas en las salas de todo el mundo, y que han pasado a la Historia del Cine con más o menos gloria. La película Le Mans 66, estrenada el pasado mes de noviembre del 2019, rememora una época mítica en el mundo del Motor y de las carreras, la que describe su título original en inglés: Ford vs Ferrari, un pique que mantuvo en vilo a todos los entendidos y aficionados en general de las carreras de coches en esas fechas de hace medio siglo, y que creo merece la pena ver, pues son casi dos horas y media de buen Cine de Drama y Acción en todos los aspectos.

El hombre a batir en el mundo del Automovilismo se llamaba Enzo Ferrari (por el actor Remo Girone), sin duda uno de los cinco personajes más importantes de la Historia del Motor, pues revolucionó el diseño y los motores de los autos de carreras hasta la irrupción precisamente de los nuevos FORD, que comenzaron a plantar cara al “imbatible” en la década de los años 60s. Para ello la poderosa firma estadounidense contó con otros personajes que han pasado también a la Historia del Motor, como son Carroll Shelby protagonizado por Matt Damon, el piloto y mecánico Ken Miles, interpretado por un excelente Christian Bale, y alguien mantenido en la película en un segundo plano, como fue Lee Iacocca (por el actor Jon Bernthal), fallecido unos meses antes del estreno y creador del mítico Ford Mustang. Pero la necesidad en el guión de que apareciese un “malo” supone un ensombrecimiento de este personaje en favor del actor Josh Lucas, que desarrolla y muy bien el papel de Leo Beebe, un tiburón ejecutivo de la FORD inventado para dar el máximo de dramatismo. En la historia real fue Donald Frey quien gestionó la imposible adquisición de Ferrari por la Ford.

En cuanto a los efectos visuales y las tomas en general de las carreras en la película, me han parecido excelentes. El IMDB puntúa con 8.3 la película y yo voté con un 8, puntuación que da a entender su calidad para unos espectadores tan exigentes como se dan en esta Página sobre Cine.

He podido contemplar en los últimos tiempos bastantes producciones dedicadas al mundo de las carreras de velocidad que intentaban emular las gestas de los grandes pilotos y escuderías. En los años 70s, las películas protagonizadas por Steve McQueen o Robert Reford y Paul Newman, emocionaban y embelesaban en la gran pantalla, han pasado para la Historia del Cine como grandes producciones, pero ninguna puedo resaltar en las últimas cuatro décadas que superen siquiera a la saga de Fast and Furious, de hecho se ha convertido en saga ante una nula competencia de otras producciones. Cuando vi en cartelera Le Mans 66 me dije a mí mismo “otra más de coches”, pero me quedé bastante satisfecho y sorprendido por la calidad de esta producción, así que os la recomiendo aunque no seáis aficionados a las carreras de autos. Quizás películas como la protagonizada por Tom Cruise, Days of Thunder, se acercaron al formato que las cinematográficas pretenden transmitir, pero se estropean cuando argumento y guión (por el propio Tom Cruise) se bifurca para darle más sentido a algo que no necesita más que adrenalina pura y ser el mejor.

En fin, siempre escribo para esos espectadores que todavía no han visto la peli, así que no voy a comentar más, salvo que está basada bastante fielmente a la historia real, e incluso los diálogos cruzados entre el magnate Ford Junior y un ya viejo Enzo Ferrari, fueron sonsacados de biografías de los protagonistas auténticos en la Historia (salvo las licencias ya comentadas anteriormente). Ferrari tardaría casi una década (desde 1964 hasta el 1975) en conseguir llevarse algún Gran Premio, aunque ganaba alguna carrera, tanto como constructor como piloto, una escudería que representa lo más en el mundo de la velocidad y que parecía imbatible, algo que se repite en la actualidad, pues no consiguen ganar un Mundial desde el 2008, pero esa es otra película. Por cierto, De Niro anunció en 2015 la producción “The Commendatore”, donde interpretaría la figura de este magnate del motor natural de Módena, pero no sé nada al respecto.

Please follow and like us:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.